EL GRITO DE LA NATURALEZA

PROYECTO ECO-ARTÍSTICO DE LA ARTISTA NORUEGA LISE WULFF

En el año 2016 junto al Centro de Arqueología Experimental de Atapuerca, la artista noruega Lise Wulff desarrolló su proyecto ecoartístico El Grito de la Naturaleza. Este proyecto tiene como objetivo concienciar a la sociedad sobre la relación entre el ser humano y la naturaleza. Iniciado y desarrollado Lise Wulff, el proyecto se basa en la interpretación de la pintura El Grito del artista noruego Edvard Munch. El rostro de la cara icónica se recrea en gran formato al aire libre. El atronador sonido de El Grito es interpretado 100 años después como una llamada de auxilio de la naturaleza. El proyecto invita a que las personas de todo el mundo reinterpreten artísticamente este agudo lamento de nuestro mundo natural, afectado por nuestro modo de vida.

 

El Grito de la Naturaleza fue parte del programa oficial del 150 aniversario de Edvard Munch y en el colaboró el área de Medio Ambiente de la ONU. Desde su lanzamiento en 2012 han participado miles de personas. En 2016, se plantaron junto al CAREX 700 majuelos junto al Centro de Arqueología Experimental en Atapuerca, dentro del proyecto de la ONG Un Bosque para el Planeta Tierra. Pasado el tiempo una nueva acción colectiva pretende revitalizar y poner al día este proyecto artístico de tal manera que los asistentes colaborarán al replanteo de los majuelos existentes.

Organiza: Museo de la Evolución Humana - Junta de Castilla y León.

Colabora: ONG Un Bosque para el Planeta Tierra, Centro de Iniciativas Turísticas Sierra de Atapuerca, el Ayuntamiento de Atapuerca y las Embajadas de Noruega, Holanda, Francia, Sudáfrica, Italia y Alemania.

grito nature.jpg